11 enero, 2006


 

LAS RECETAS, EN CATALÁN



Bien ha empezado el Gobierno Catalán el año. No sólo se dedica a tiempo completo al nuevo estatuto, también tiene tiempo para seguir maniobrando en su política de "normalización lingüistica". El último movimiento ha sido recolectar historiales clínicos de paciente de diversos centros médicos, para comprobar si estaban redactados en el idioma "normal". Es decir, en catalán. No tengo mucha idea de leyes, así que no me pronunciaré acerca de su legalidad. Lo que no se puede negar es que éticamente es deleznable.
En Cataluña, actualmente, el castellano y el catalán son las lenguas cooficiales. Las dos deberían ser tratadas por igual. Protegidas por igual. Puedo comprender que se fomente el uso del catalán en cierto ámbitos, como el cultural, por ser en este campo una lengua minioritaria. Premios de literatura catalana, películas, obras de teatro, música... Pero lo que no es aceptable es la imposición de una lengua en actividades que en muchos casos son fundamentales. Educación, comercio, salud, etc.
En la actualidad, en Cataluña, aquel ciudadano que elija hablar exclusivamente en catalán, podrá desenvolverse en su vida cotidiana sin problemas. El que quiera hacer lo mismo con el castellano, lo tendrá más dificil. Y el objetivo de algunos es que cada vez lo sea más. Su sueño sería que fuese imposible.

|

<< Home
Creative Commons License

This page is powered by Blogger. Isn't yours?